Hola caserituys, wawitusñis!!!! Dondecitos me lo he perdido deben estarlo preguntando no? Qué les ha de importar siquiera!

Hoy les traigo alguito bien suculento… bien procesadito, limpiecito…

Has visto Cinema Paradiso wawituy? Si no la has visto te aconsejo que ya no más te compres un DVD truchito de esta peli tan boniiita… baratito cuesta, 5 pesitos lo vendo en la awenida.

Aquisito hemos de ver lo que les vengo diciendo… una parte interesante… abrí bien tus ojitos y tus orejitas:

Alfredo: -Te contaré una historia. Sólo para ti, Toto. Sentémonos.
Hubo una vez un rey que dio una fiesta. Las más hermosas princesas asistieron. Un soldado de la guardia real vio pasar a la hija de rey. Era la más adorable, e inmediatamente el soldado se enamoró.

Pero, ¿qué era un simple soldado al lado de la hija de un rey?

Un día el soldado se las arregló para verla y le dijo que ya no podía vivir sin ella. La princesa quedó tan impactada por la profundidad de sus sentimientos que le dijo: “Si puedes esperar por 100 días con sus noches bajo mi balcón yo seré tuya”. Dicho esto, el soldado salió y esperó un día, dos… luego diez, veinte.

Cada noche la princesa lo buscaba y allí estaba él, sin moverse. Siempre allí, lloviera o relampagueara. Las aves se posaban en su cabeza, las abejas lo aguijoneaban, pero él no se movía. Después de 90 noches, se veía seco y pálido. Brotaron lágrimas de sus ojos. No pudo detenerlas. No tuvo ni siquiera fuerzas para dormir. Y todo ese tiempo, la princesa lo observaba.

Cuando la nonagésima novena noche llegó… el soldado se levantó, tomó su silla, y se marchó…
Toto: -¿Qué? ¿Justo al final?

Alfredo: -¡Justo al final, Toto! No me preguntes qué significa, no lo sé. Si logras descifrarlo, me lo dices.

Qué cosita nos lo enseña el Alfredito?

Toto-alfredo-blancoynegro

Para mí wawituys es algo así como que me parece que el soldado decidió darse cuenta del valor real que tenía él mismo y que una mujer, por muy princesa que sea, no sirve si no está dispuesta a dar lo mismo que uno, él se fue porque le tomaron 99 días para darse cuenta de esa verdad y porque prefirió ganar un día a seguir viviendo engañado (por sí mismo) un día más…

*”Nadie vale tanto como uno mismo” eso aprendió ese soldadito tan rico chango que era.

Dénle caserit’s, métanle lo que piensen que significa o qué fue lo que hizo que el soldadito desee irse…

Así pues… esito sería por ahora. Yo me voy…Ciaoooo!!!

Lexxinho, recordando buenos viejos tiempos que parecen regresar… suena bien, no?